Ojo por ojo

Sin duda el 11 de Septiembre de 2001 es un día que nunca saldrá de la memoria de los norteamericanos. Ese trágico martes parece ser el mítico inicio de una historia que durante casi 10 años no parecía tener final. A lo largo de este tiempo surgieron demasiadas preguntas y casi ninguna respuesta aparente. Lo único claro era que ese martes habían fallecido 3,017 personas y que el presunto culpable del atentado era Osama Bin Laden. A partir de este momento iniciaría una búsqueda furtiva para encontrar al responsable de uno de los ataques más recordados en la historia de Estados Unidos.

Finalmente la búsqueda terminó el 1 de Mayo de 2011. Por la noche, el presidente Barack Obama anunció en la Casa Blanca, que se había logrado identificar el paradero de Bin Laden y que durante el operativo para capturarlo había fallecido. Una vez anunciado el acontecimiento, no tardaron en llegar las respuestas por parte de la población. La muerte de Osama Bin Laden fue todo un suceso en las redes sociales. Todo tipo de rumores, comentarios e incluso chistes acerca de él acapararon la atención. En las principales ciudades de Estados Unidos se tomó como una fiesta y miles de personas salieron a festejar la muerte de Osama Bin Laden.

Se festejó la muerte de Bin Laden como si esta representase la victoria final sobre el terrorismo. Como si ese eterno enemigo sin cuartel o ejército definido, por fin estuviera en la lona. Durante los últimos 10 años, el pueblo norteamericano ha estado sediento de respuestas a todas las preguntas que 9/11 dejó en el aire. La muerte de Osama Bin Laden parece ser ese oasis en el que el pueblo estadounidense comienza a saciar su sed de justicia, siendo “justicia” probablemente una de las palabras más repetidas durante los festejos.

Hasta ahora la historia parece tener un final feliz. El malo ya no está y los buenos celebran. Entonces, no me explico por qué me siguen pareciendo tan irracionales los festejos por la muerte de Bin Laden. Probablemente sea la manera en que se ha dado todo. Este esperado final ha llegado tan rápido que no hemos podido asimilarlo del todo. Después de años de búsqueda y sin mayor preámbulo lo han encontrado. No sólo eso, incluso lo han matado y como es “tradición islámica”, han tirado el cadáver al océano.

Comprendo el dolor que siente el pueblo norteamericano al recordar el martes 11 de Septiembre de 2001. Lo que no comprendo es cómo la muerte de un humano puede alegrar a otro humano. Es aquí donde la palabra “justicia” parece desencajar de la situación. En palabras de Francisco de Quevedo: “La justicia es una constante y perpetua voluntad de dar a cada uno lo que le toca”. Si consideramos esto, los festejos son completamente apropiados, pues como dice el refrán: “El que a hierro mata, a hierro muere”. Sin embargo ¿qué pasará si todos tomamos estas frases y actuamos de esta manera?. Muy simple, Mahatma Ghandi tiene la respuesta: “Ojo por ojo, y el mundo acabará ciego”.

A mi entender la “justicia” que tanto se festeja en Estados Unidos es bastante primitiva. Parece ser simplemente, buscar pagar con la misma moneda el atentado de 2001, la muerte. No creo que realmente se esté festejando que se hizo el bien, se está festejando que se ha saldado una deuda. Entender que la cabeza de Osama Bin Laden representa al terrorismo es bastante ingenuo. Realmente por el bien de todos espero que no venga una respuesta por parte de Al-Qaeda. Un conflicto no se acaba contraatacando, pues de esta forma como dice Ghandi, todos acabaremos ciegos.

Díganme ustedes, ¿con la muerte de Osama Bin Laden se festejó justicia o venganza?

Anuncios

Comments

  1. Joskua says:

    Beto!! A pesar de que todos se hayan reído cuando dijiste que no te parecía el festejo de la muerte te Bin Laden en la clase de Perspectiva, tal vez porque estuvo fuera de lugar tu comentario o porque los demás no pensaban igual, te doy la completa razón y comparto tu punto. Tal vez son valores morales, tal vez otra concepción de la justicia pero justo la noche que se comunicó la muerte de OBL twitee –nunca festejaría la muerte de alguien por ruin y asesino que hubiera sido #OsamaBinLaden–

    • BetoVegaa says:

      Hola! Primero que nada muchas gracias por leer y sobre todo por darte el tiempo de comentar, no sabes lo importante que es para nosotros. En cuanto al tema de la entrada pues si, me parece realmente triste que casi nadie piensa asi. No creí que realmente sucedería pero todo el mundo omitió esa parte humana. Realmente no estoy en contra de que se hiciera justicia y probablemente si merecía la muerte pero no fue la forma indicada de hacerlo y mucho menos correcto festejarlo. Espero algún día el mundo recupere la noción de saberse humano, no animal.

  2. bromar says:

    mamones, dejenme escribir en su blog

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

El Cafetín de las 5

Revista cultural con sede en la Ciudad de México. 25 de abril 2011
A %d blogueros les gusta esto: