México firma ACTA

“En materia de gobierno todo cambio es sospechoso, aunque sea para mejorar”.

Sir Francis Bacon (1561-1626) Filósofo y estadista británico

Hace unos meses el mundo del Internet se convulsionaba a la espera de que los Estados Unidos, país sede de la mayor parte de los servidores de Internet firmara la ley SOPA. Esta ley amenazaba Internet como lo conocemos, una plataforma donde podemos compartir contenido con usuarios alrededor del mundo. Sin embargo y debajo de esta gran cortina que apareció en las redes sociales, existía otra ley llamada ACTA que buscaba lo mismo, “regular” el contenido de Internet bajo el argumento de la protección a los derechos de autor (copyright) e iniciando una cruzada contra la piratería online. SOPA fue rápidamente desechada pero ACTA continuó en los planes de los legisladores de diversos países del mundo.

Foto: Conecti

Del mismo modo, hace unos días llegaron a nosotros, imágenes  del parlamento europeo que rechazaba la inclusión de la Unión Europea a ACTA (Acuerdo Comercial contra la Falsificación por sus siglas en inglés). Sin embargo, el 12 de julio  tiempo de Japón (aún 11 de julio por la noche en México) se dio a conocer por los periódicos y a las redes sociales que el embajador de México en Japón, Claude Heller había firmado en representación de nuestro país el ACTA, el cual asegura “establecer un marco general para detener el comercio ilegal de productos piratas y/o falsificados, incluyendo su distribución masiva por medios digitales”.

Fuente: Grupo Gekk

En un comunicado emitido por el Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI), México se comprometió a fortalecer su Estado de Derecho y promover su crecimiento económico. México se une de esta forma a países como Australia, Canadá, Estados Unidos, Corea, Japón, Marruecos, Nueva Zelanda y Singapur. El instituto aseguró que la firma de este acuerdo tiene como objetivo “una mejor protección internacional de los derechos de propiedad intelectual de los mexicanos, atraer nuevas inversiones, asegurar fuentes de trabajo ya existentes e incrementar la creación de empleos formales, así como fomentar la creatividad, la innovación y la competitividad de las empresas”.

Hasta ahora, ACTA suena como una iniciativa que protege los derechos de autor de los propietarios intelectuales de cada obra y en ello no hay nada de malo. ¿Cuál es el problema? Dejo a continuación un video que lo explica mejor:

A pesar de que el documento difundido por el IMPI afirma que el ACTA no implica un ambiente de vigilancia o monitoreo a las actividades de usuarios en la web, ni medidas como la revisión o decomiso de equipos, activistas se niegan a aceptarlo. Antonio Martínez Velázquez, defensor de la libertad de Internet en México refiere que “no vamos a permitir que se tire el trabajo de un consenso muy amplio a la basura” en referencia a la mesas de trabajo que se dispusieron el año pasado y que concluyeron con el rechazo por parte del Senado de México a la adhesión del acuerdo. Aquí el documento completo. A continuación el rechazo del Senado a que se firme este acuerdo:

Cortesía: Sinembargo.mx

Habrá que esperar en los próximos días un pronunciamiento por parte del gobierno mexicano al respecto de la firma de este convenio y sobretodo que explique los porqués de desatender las recomendaciones del Senado. Asimismo, el Senado deberá ratificar la adhesión a este acuerdo. ¿Será este el principio del fin de Internet, en México, tal y como lo conocemos?

Con información de El Universal, Sinembargo.mx, El Economista.

Nemo el Capitán

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

El Cafetín de las 5

Revista cultural con sede en la Ciudad de México. 25 de abril 2011
A %d blogueros les gusta esto: