Gimme Da…nup

  • Luce Molotov en la “guerra” de bandas contra Kinky durante la Segunda Entrega de Premios Danup TV.
  • Una aburrida ceremonia de premiación antecede a las bandas.

Aún con Edgar (el caído) en el escenario, quienes se robaron la noche en la segunda entrega de los premios Danup TV en el Foro Corona de la Ciudad de México el pasado miércoles 18 fueron los Molotov. La banda capitalina, que actualmente goza un renacer de su popularidad debido al reciente lanzamiento de un disco grabado en vivo en Rusia y un documental mexicano que los tiene por protagonistas, fue el principal atractivo de una noche en la que también brilló con luz propia Kinky, la banda norteña a quien enfrentaban en una especie de “guerra de bandas”.

Todo comenzó a las 20:20 horas, cuando la inmensa carpa blanca del Foro Corona apagó sus luces para dar inicio a la ceremonia de premiación. Un triple escenario, barra de bebidas, juegos de luces y un buen ambiente hacían que el interior de la carpa pareciera una fiesta masiva. Quienes primero saltaron al escenario fueron “Los Master Plus”, un grupo de cóvers en español, que se hiciera famoso en Youtube (no podría ser de otra manera, en una noche dedicada al sitio), por su versión de “Sexo en Fuego“, originalmente de Kings of Leon.

Premios DanupTV; Foto: Alberto Vega

Después de su introducción al ritmo de “Una Vez Más” de Daft Punk, subieron al escenario los presentadores Gaellis y Yayo Gutiérrez, quienes carecieron de química en la conducción y jamás lograron conectar con el público. Así, ambos maestros de ceremonias presentaron una tras otra las categorías, nominados y ganadores de cada premio.

Resaltó también la participación de una edecán, vistiendo el vestido blanco más famoso de México y la sonora rechifla que se llevó un video de los Vázquez Sounds. Sin embargo, quien logró cosechar aplausos, aún años después del auge de su popularidad, fue Édgar, del famoso video en Youtube “Édgar se cae”, lo cual habla del cariño casi personal que le tiene el público mexicano. Mas toda la ceremonia se vio acosada por un fenómeno conocido: la maldición del telonero. Y es que muchos de los asistentes en realidad iban a ver a alguna de las bandas y así se lo hacían saber a los presentadores cada que podían.

Llegó por fin el momento de los “danupazos” cuando, cada una en un ala del escenario triple (el centro había sido utilizado por los anfitriones), las bandas se enfrentarían en un duelo musical y rockero de alto calibre. Desde antes de iniciar, los ánimos se sentían volcados hacia Molotov, pero fueron los regiomontanos de Kinky quienes arrancaron con los primeros acordes.

Cesar Pliego de Kinky; Foto: Alberto Vega

Fieles a su música y estilo, los norteños pusieron a más de uno a bailar durante su primera intervención, de tres canciones (formato que se seguiría hasta el final del concierto, con 12 canciones interpretadas por cada banda). Llegó inmediatamente el turno de Molotov, quienes entre una sonora ovación pusieron a toda la carpa a brincar al ritmo de su doble bajo y canciones como “Chinga Tu Madre” que el público coreó con intensidad.

Paco Ayala de Molotov; Foto: Alberto Vega

El balón regresó a la cancha de Kinky para interpretar éxitos como “Más y más”, mientras los vasos de cerveza volaban por los aires y el público capturaba cada instante con sus celulares, fieles a la tonada del evento. En la siguiente intervención de Molotov, el cuarteto lanzó el himno que se ha mantenido vigente entre los mexicanos y que se convirtió en uno de los temas más coreados de la noche. “Gimme The Power” hizo las delicias de muchos quienes gritaban intensamente las consignas de la letra.

Así se fueron sucediendo las intervenciones de ambas bandas, cada una brindando a sus correligionarios la oportunidad de disfrutar sus canciones favoritas. Así, no faltó “Here We Kum” o “Más Vale Cholo que Mal Acompañado” de Molotov o “Después del After” de los regios.

La última oportunidad de Kinky para sumar puntos en la batalla de las bandas vio enormes globos lanzarse entre la gente, y dos de sus más grandes éxitos “Coqueta” y “A Dónde Van Los Muertos”, que hizo retumbar al Foro con los brincos de los asistentes y la euforia que provocó.

Gil Cerezo de Kinky; Foto: Alberto Vega

Sería difícil para Molotov superar ese cierre, pero acompañados de la rapera “Niña Dios” y el guitarrista de Kinky, lanzaron al aire ese insulto hecho canción. En “Puto”, la intensidad del cuarteto capitalino (que había sido una constante durante toda la presentación) hizo explosión, y con un público completamente entregado, lograron echarse a la bolsa a los indecisos para otorgarles su voto en el conteo final de los “golpes”.

Tito Fuentes de Molotov; Foto: Alberto Vega

Así, entre el clásico “otra” y aplausos se despidió Molotov del escenario y con ello terminó una ceremonia en la que el premio se lo llevaron las bandas, quienes se entregaron por completo a un público que, en realidad, había asistido sólo por ellas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

El Cafetín de las 5

Revista cultural con sede en la Ciudad de México. 25 de abril 2011
A %d blogueros les gusta esto: